21
Mar, Nov

Rubén Fernández pasó por quirófano en la Clínica CEMTRO para solucionar su lesión de ligamento cruzado anterior

Fútbol
Typography

Rubén Fernández fue operado estos días atrás en las instalaciones de la Clínica CEMTRO de la rotura del ligamento cruzado anterior que sufría después de su lesión durante un partido del filial del club rojiblanco contra el San Sebastián de los Reyes. La intervención sería dirigida por los doctores Pedro Guillén e Isabel Guillén, acompañados de la doctora Dolores Pérez.

La intervención a la que se ha sometido Fernández, según explicaba el Dr. Guillén “ha consistido en una cirugía artroscópica supliendo el ligamento roto con una plastia de ligamento cruzado anterior con injerto de isquiotibiales. El cartílago lo tenía perfecto y los meniscos también, por lo que consideramos que la evolución va a ser muy buena”.

Respecto al pronóstico de recuperación, el fundador del hospital manifestaba que “hoy se le ha dado el alta, y ahora estará tres semanas en rehabilitación en CEMTRO para posteriormente incorporarse a la rehabilitación del club, continuando con las pautas de tratamiento de forma que pueda conseguir una recuperación temprana”.

El extremo del Atlético de Madrid ‘B’ ha comentado tras la intervención: “Me encuentro muy bien. El Dr. Guillén, el mejor de los mejores, ha dicho que todo ha salido bien, así que muy contento y con ganas de empezar la recuperación cuanto antes”.

Las lesiones del Ligamento Cruzado producen una alteración de la estabilidad de la articulación de la rodilla. Esto hace que el impacto articular se distribuya de forma desigual por el cartílago, por lo que en zonas de mayor presión o mayor roce pueden aparecer lesiones de cartílago.

Esta razón es la que ha motivado la realización de un preICC al jugador como medida preventiva. Lo explicaba el Dr. Guillén: “Le hemos extraído a Rubén muestra de cartílago para congelar, no porque tenga ninguna lesión, ya que su cartílago está sano, pero los deportistas de élite pueden tener más desgaste y traumatismos. De este modo, se podrían solucionar futuros problemas de cartílago, con las consecuencias que ello tendría no solo en su vida deportiva sino en su vida diaria”.

Esta técnica, desarrollada en el laboratorio de Terapia Celular de la Clínica CEMTRO, consiste en preservar las células jóvenes (extraer una muestra de cartílago que se cultiva y se congela), posibilitando un tratamiento futuro de lesiones de cartílago con resultados óptimos. Según algunos estudios, hasta un 46% de los pacientes con rotura del Ligamento Cruzado Anterior presentan una lesión de cartílago de alto grado asociada.